Las posibilidades de salvarse de un ataque al corazón o un derrame cerebral aumentan de acuerdo a la rapidez con la que la persona llegue al hospital.

Aquí dejo una lista de síntomas que pueden indicar un ataque al corazón o derrame cerebral. Si usted siente algunos de estos malestares, busque atención médica de inmediato.

Síntomas de un posible ataque al corazón

1. Un dolor molesto en la mandíbula, el cuello, la espalda, el hombro o el brazo del lado izquierdo.

2. Se le dificulta la respiración. Siente que le falta el aire.

3. Escalofríos y sudor frío por todo el cuerpo

4. Un fuerte dolor o presión en el pecho que irradia hacia la mandíbula y el brazo izquierdo. Puede ser continuo o intermitente.

5. Náusea o vómito

6. Se siente mareado y le falla la coordinación. No puede caminar correctamente y siente que se tropieza.

Síntomas de un posible derrame cerebral

1. Fuerte dolor de cabeza, un dolor que usted nunca había experimentado

2. Dificultad para hablar y los músculos de la cara debilitados

3. Náusea o vómito

4. Pierde el balance y la coordinación

5. Dificultad para ver, visión borrosa

6. Le falta el aire, dificultad para respirar

7. Alguna extremidad o toda una mitad del cuerpo dormido

8. Sudor frío y escalofríos

Ver también
Cómo reducir el riesgo de un derrame cerebral
Remedios caseros para prevenir y disolver los coágulos sanguíneos
El peligro de las bebidas energéticas

Otros síntomas serios que no se deben ignorar

Además de los síntomas de un ataque al corazón y un derrame cerebral, también hay síntomas que podrían indicar una enfermedad bastante seria.

A continuación dejo una lista de síntomas de tipo “luz roja” que nunca se deben ignorar y se debe buscar atención médica de inmediato.

  • Dolor o inflamación de la pierna sin explicación
  • Fatiga persistente y sin explicación
  • Mareos
  • Toser sangre
  • Dolor de garganta, ronquera o tos persistente
  • Pérdida de peso sin explicación
  • Llagas que no sanan
  • Sangrado vaginal que no es el período menstrual
  • Bultos en el seno, secreciones o sangrado de los pezones
  • Bulto o inflamación en el testículo, inhabilidad para obtener una erección
  • Cambios de color, tamaño, picazón o sangrado en un lunar
  • Dificultad para tragar
  • Sangre en las deposiciones

Más remedios caseros para la salud cardiovascular