Mucha tensión en el trabajo o si durmió en una mala posición o simplemente se movió mal, todo esto puede provocar un dolor de cuello.

También pueden existir otras causas como una lesión en un accidente o ciertas enfermedades serias como la meningitis o la artritis reumatoide.

Pero los remedios caseros que presento aquí son para el dolor causado por la tensión muscular o algún mal movimiento.

Salsa de Tabasco

Para aliviar el dolor de cuello, frótese con salsa Tabasco. El Tabasco contiene capsaicina, una sustancia que actúa como una anestesia natural cuando se aplica tópicamente.

la salsa picante sirve para aliviar el dolor de cuello

La capsaicina penetra el nervio y lo priva temporalmente del neurotransmisor que le envía la señal de dolor al cerebro. Si siente una sensación de que el Tabasco le está quemando, aplique pasta de dientes sobre la salsa.

No aplique este remedio en cortadas.

Sábila con chile jalapeño

Otra opción que también es aprovechando los efectos analgésicos de la capsaicina en el chile, es mezclar un poco de gel de sábila con un chile jalapeño picado. Se mezcla bien y se deja reposar un rato.

Después se aplica como una de esas cremas comerciales que venden para aliviar dolores musculares. Algunas personas podrían tener una reacción adversa al chile, si usted siente que le arde mucho o le irrita mucho la piel lave de inmediato y consulte con el médico.

Al igual que con el remedio anterior, este gel con chile no se debe aplicar sobre piel que tenga cortadas. También se debe lavar muy bien las manos después de usarlo para que no se vaya a enchilar los ojos o la boca.

Ver más remedios caseros para el dolor de cuello

Ver también